Abogado delito organización criminal

Abogado delito organización criminal

¿Buscando un experto Abogado delito organización criminal? Si es así, no le quepa la menor duda que está en el lugar indicado. Y es así, pues SOMOS EL PRIMER DESPACHO DE ABOGADOS DEL PAÍS, ESPECIALIZADO EN LA DEFENSA PENAL DE ESTE TIPO DE SITUACIONES, COMO ABOGADOS EXPERTOS EN DERECHO PENAL, TRABAJAMOS EN TODO EL TERRITORIO NACIONAL, CONSULTE GRATUITAMENTE Y SIN COMPROMISO. Nuestros abogados tramitan asuntos relacionados con estas situaciones tan excepcionales, en todo el país, participando incluso, en cursos de formación, en esta área concreta del derecho penal. Nuestros abogados intervienen en los asuntos más relevantes a nivel nacional. Puede comprobarlo en la página de inicio de nuestra web, donde hemos colocado algunas intervenciones en las principales televisiones del país; TVE, A3, TELE5, LA SEXTA. (Entre otras). Es por ello, por lo que contamos en nuestro bufete de abogados, con un servicio vanguardista; Un teléfono de urgencias, permanentemente atendido por abogados penalistas, (expertos en derecho penal), para resolverle las dudas, que en relación a este tipo de delitos pueda tener.

urgencias

urgencias

Para establecer los elementos de la «organización delicti- va», hay que remitirse a la definición de «organización criminal» que proporciona el delito de pertenencia a organización criminal del art. 570 bis.1 que entiende por tal: «la agrupación forma- da por más de dos personas con carácter estable o por tiempo indefinido, que de manera concertada y coordinada se repartan diversas tareas o funciones con el fin de cometer delitos o de lle- var a cabo la perpetración reiterada de faltas» (destacando esta remisión: SSTS 732/ 2012, de 1 de octubre, 207/2012, de 12 de marzo, y 334/2012, de 25 de abril).

Esta definición auténtica coincide básicamente con la que venía utilizando la jurisprudencia para aplicar el hoy derogado art. 369.1.2a15 (cuya redacción es diferente en estos momentos en el art.369.6) que hasta 2010 permitía agravar el tipo básico si «el culpable perteneciere a una organización o asociación, incluso de carácter transitorio que tuviese como finalidad difundir tales sustancias o productos aún de modo ocasional». Es importan- te destacar la necesidad de que la jurisprudencia mantenga esta coincidencia, porque esta redacción se mantiene en las agrava- ciones de otros delitos, como ya se puso de relieve al inicio de este texto, debido a que únicamente el art.197.8 se ha coordina- do con estas disposiciones introducidas en el año 2010 haciendo referencia expresa a la organización o al grupo criminal (de los arts.570 bis.1 y 570 ter.1). No tendría sentido alguno que las agravaciones previstas en los distintos delitos que comparten el mismo fundamento, se aplicasen de forma diferente según la literalidad y antigüedad de su redacción, sin tener en cuenta que las nuevas disposiciones introducidas en el CP contienen ya definiciones auténticas aplicables a los delitos cometidos por la criminalidad organizada.  (Abogado delito organización criminal).

En realidad, la jurisprudencia había venido exigiendo como requisitos de la organización o asociación, una serie de elementos que coinciden básicamente con los que definen el concepto de organización criminal que contiene ahora el CP. Esto es, la existencia de una estructura jerárquica más o menos formalizada o más o menos rígida dotada de una cierta estabili- dad, una pluralidad de personas previamente concertadas, el em- pleo de medios de comunicación no habituales, una distribución diferenciada de tareas o reparto de funciones, la existencia de una coordinación y el hecho de que le ejecución de la operación pueda subsistir y ser independiente de la actuación individual de cada uno de los partícipes (SSTS 65/2006, de 2 de febrero, 486/2009, de 8 de mayo, 899/2004, de 8 de julio, 116/2004, de 22 de octubre).

En cuanto al hecho de que la organización o asociación pudiera tener también un carácter transitorio, la jurisprudencia había entendido que no era necesaria la permanencia de la or- ganización ni una determinada estabilidad temporal, pero sí una «cierta vocación de continuidad» que permitiera apreciarla en el caso de asociaciones temporales siempre que lo fuesen para algo más que la mera ejecución de una concreta operación delictiva (STS 486/2009, de 8 de mayo, y SAN 8/2012, de 17 de febre- ro). Por tanto, bastaría una “mínima permanencia” que permitie- se distinguir las asociaciones transitorias de la codelincuencia.  (Abogado delito organización criminal).

(STS 16/2009, de 27 de enero16) presente en operaciones aisla- das, poco complejas, pero que requieren también de varias per- sonas para la consecución del fin. Y esta sería la única diferencia con las organizaciones criminales, ya que según reiterada juris- prudencia, los requisitos de la asociación serían, por lo demás, los mismos.

Con el CP vigente y según el nuevo art.570 bis, los requisitos del concepto de organización son:

a) Que esté constituida por al menos tres personas. Se configura así un delito plurisubjetivo y se diferencia entre dos clases de autores en función de la responsabilidad que asumen en la organización (quien únicamente pertenece, y quien, ade- más, es jefe, administrador o encargado). La jurisprudencia ha entendido a tenor de la nueva regulación de 2010, que no basta con que en el hecho delictivo estén presentes por lo menos tres personas, sino que es preciso que éstas constituyan la organi- zación criminal. Así, no existiría tal organización si al excluir a los dos transportistas, a la persona que recibe la droga y a los dos compradores por no pertenecer a la organización, quedasen únicamente dos personas por faltar entonces el requisito de que la organización esté compuesta por al menos tres, según STS 334/2012, de 25 de abril17. No es preciso, por otro lado, que quede acreditado un contacto personal entre los integrantes del grupo, ni que todos estén presentes en todos los delitos que se les atribuyen, si se contienen los elementos esenciales del tipo penal, esto es, la actuación concertada de más de dos personas y que tal concertación se haya concebido para la perpetración de delitos (STS 289/2014, de 8 de abril).  (Abogado delito organización criminal).

b) Que quienes pertenecen a la organización realicen los hechos descritos en el art.368 que se extienden a los actos de cultivo, elaboración o tráfico, así como a la promoción, el favo- recimiento o la facilitación del consumo ilegal. En este sentido, el actual concepto de organización cubre todas las conductas previstas en el art.368 y no sólo las de distribución material (am- pliando el tenor de la antigua agravación del art. 369.1.2o aplica- ble únicamente a las asociaciones que tuviesen como finalidad la difusión de las sustancias).

c) Que la organización tenga un carácter estable o por tiempo indefinido, como reiteradamente venía entendiendo la jurisprudencia (SSTS 452/2010, de 11 de mayo, 293/2011, de 14 de abril) de manera que el acuerdo asociativo sea duradero y no puramente transitorio.  (Abogado delito organización criminal).

d) Que exista de manera concertada y coordinada un re- parto de tareas o funciones con el fin de cometer delitos, esto es, que esté presente una cierta estructura en la organización crimi- nal que puede ser más o menos compleja en función del tipo de actividad que ésta desempeñe. Esto significa que debe contar con la infraestructura necesaria para realizar un plan criminal que por su complejidad o envergadura no podría realizarse si no fuese de forma organizada (STS 452/2010, de 11 de mayo18). La presencia de esta cierta estructura reclama normalmente relacio- nes de jerarquía y disciplina en cuya virtud algunos miembros se someten a las decisiones de otros que ejercen la función de jefes y que definen y reparten las distintas funciones entre los miembros (STS 452/2010, de 11 de mayo).

e) Que el delito se cometa como una actividad de la or- ganización. Hay que tener en cuenta en este punto que la DM 2004/757/JAI, de 25 de octubre de 2004, en su art.4.3 exige a los Estados que adopten medidas para garantizar que los deli- tos de tráfico de drogas se castigarán con penas máximas de al menos 10 años de privación de libertad, «cuando el delito se haya cometido dentro de una organización delictiva». Como afirma la STS 561/2010, de 14 de junio, con respecto a la antigua agravante del art.369.1.2a: este subtipo no se aplica por el mero hecho de la existencia de una organización, ni siquiera cuando alguno de los sujetos del delito se integren en la misma, sino que se requiere que el delito se haya cometido como una actividad de la organización, lo que implica no sólo que se utilicen algunos elementos personales o materiales, sino que la financiación pro- ceda de la organización y el beneficio se destine a ella.

B) La pertenencia a la organización delictiva. (Abogado delito organización criminal).

Hay que acreditar la pertenencia a la organización, no bastando la mera colaboración con la misma, ya que, al contrario que en los delitos de terrorismo (STS 55/2010, de 26 de enero), el legislador no ha operado en este ámbito tal equiparación.

Pertenecer a la organización significa ser miembro de la misma. Y es justamente la condición de miembro la que permite establecer los límites de la organización. Los miembros cono- cen y comparten el objetivo de la organización y contribuyen de diversas formas a su mantenimiento, formando parte de su estructura a través del desempeño de alguna función o cargo, aunque no se trate de una función de carácter permanente, sino simplemente contingente, lo que permite distinguir entre unos miembros y otros, según el grado de estabilidad en su condición de miembro, tratándose de una posición de carácter indefinido en el caso de los miembros permanentes, o de carácter temporal, en el caso de los contingentes. (Abogado delito organización criminal).

 

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
Be Sociable, Share!